+ Opinión

Gallardía

Por: Alexander Ríos Arboleda

Como se lo expresé a Osvaldo Parra director de noticias de RCN el sábado pasado en la noche. Las cartas están echadas, Petro obtendrá el 40% de la votación y entre Fico y Rodolfo se repartirán el 50%. El resultado casi coincide, fórmula Pacto Histórico 40.32%, Liga Contra La Corrupción 28,15% y Equipo por Colombia 23,91%. Es decir, las dos tendencias de ver la forma de gobernar a Colombia se diferencian aproximadamente en 12 puntos. El del socialismo del siglo XXI con techo del 40% y la del mundo libre, el emprendimiento y el respeto a la propiedad privada con el 52%. Los votos de la Coalición de la Esperanza, 4 candidatos de diferentes organizaciones, en blanco, no marcados y nulos sumaron el 8% restante.

Fico Gutiérrez mencionó en uno de los primeros debates de candidatos a la Presidencia, en donde hacia presencia Juan Carlos Echeverri, David Barguil, Enrique Peñaloza y Rodolfo Hernández, que si no ganaba la nominación para la segunda vuelta, sin exigencias de ningún tipo apoyaría al que de ellos lo superara. El 29 de mayo, una vez se conocieron los resultados del preconteo y cumpliendo su palabra salió en apoyo irrestricto a Rodolfo Hernández. Para ese respaldo no tuvo que hablar con él, para exigirle cambios de sus propuestas y mucho menos pedir cuota burocrática, ni para él ni para nadie de su equipo. Su gallardía es exaltada por propios y extraños, entre los que se destacan Ingrid Betancourt, Vivian Morales y el empresario Mario Hernández.

La traducción de lo que pasó en las urnas el pasado domingo es un claro cansancio a la administración del presidente Duque, no obstante tenga resultados buenos, regulares y malos, como ocurre con cualquier administración de un país. Esto acentuado por la estrategia de la izquierda colombiana, que habida de poder hace varios años, decidió arreciar los 4 años contra Duque, cuestionando todo, que no iba a lograr vacunar en el proceso de la pandemia, que la economía no despegaría después de la misma y como si fuera poco auspiciaron un paro nacional con el apoyo de dineros del narcotráfico, parando muchas regiones, que ocasionaron colapsos en sectores productivos, muerte y enfrentamientos violentos. El objetivo lo obtuvieron parcialmente, derrotaron a Fico, no obstante tenía el apoyo mayoritario de los partidos políticos que se han consolidado después de la Constitución de 1.991.

El ganador sin duda resultó el viejo Rodolfo Hernández, quien con un lenguaje coloquial ha calado el mensaje en los colombianos y es el que quiere oír, atacar de frente la robadera. Esto tiene con los pelos de punta al Pacto Histórico. En pocos días le ha tomado ventaja en más de 5 puntos al todo poderoso Petro, que no dejaba de ganar todas las encuestas que se han realizado desde el año pasado, sobre las preferencias electorales a la Presidencia. Ahora sus redes sociales, discursos y estrategia en general es descalificar a Rodolfo, antes ni lo mencionaban, su arsenal era atacar a Fico y vincularlo a Uribe como fuera.
Lo cierto del caso es que el viejito le pregunta al país ¿usted a quien le confiaría la chequera con la cual se maneja a Colombia? Al pacto de Roy Barreras, Piedad Córdoba, Armando Benedetti y Gustavo Petro o por el contrario al de la Liga Anticorrupción de Rodolfo Hernández.

P.D. En Santa Rosa como en Pereira, los gobiernos dejaron construir barrios en las zonas de protección de los ríos. Cero y van dos desastres con pocos días de diferencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *