+ Economica

Evite intoxicaciones con pescado en esta Semana Santa

● Gobernación entrega recomendaciones para que risaraldenses identifiquen el pescado en buenas condiciones para su consumo.

¿Cómo identificar el pescado de buena calidad y dónde denunciar la venta de este alimento que no cumpla con las condiciones para el consumo humano?, son las preguntas que se harán miles de risaraldenses en esta temporada de Semana Santa.

Por este motivo la Gobernación de Risaralda a través de la Secretaría de Salud Departamental y el Programa de Control de Factores de Riesgo del Consumo informa a la comunidad sobre las medidas que debe tener en cuenta a la hora de comprar pescado.

1. Adquirir el producto en establecimientos que cumplan con las especificaciones sanitarias que garanticen la calidad y conservación del alimento.

2. No adquirir pescado o productos de la pesca en vías públicas, que no ofrecen garantías sanitarias y donde no se pueden garantizar las condiciones de conservación.

3. Un pescado fresco de buena calidad debe tener las siguientes características:

● Cuerpo arqueado y rígido.
● Escamas: Bien unidas entre sí y fuertemente adheridas a la piel, deben conservar su lucidez y brillo metálico y no deben ser viscosas.
● Piel: Húmeda, tersa, bien adherida a los tejidos subyacentes, sin arrugas ni laceraciones. Debe conservar los colores y tejidos propios de cada especie exceptuando las especies que se decoloran.
● Mucosidad: en las especies que la poseen, debe ser acuosa y transparente.
● Ojos: Deben ocupar toda la cavidad orbitaria, ser transparentes, brillantes.
● Branquias: Coloradas del rosado al rojo intenso, húmedas y brillantes con olor sui generis y suave que recuerde el olor a mar.
● Músculos: Elasticidad marcada, firmemente adheridos a los huesos y que no se desprendan de ellos al ejercer presión con los dedos; color natural sui generis, al primer corte, color propio con superficie de color brillante.

De acuerdo con la Secretaria de Salud Departamental, Olga Lucía Hoyos Gómez, el pescado desecado, salado o no, que presente manchas rojizas o verdosas que afecten sus tejidos en profundidad o en el que aparezcan regiones o zonas con formaciones de hongos, no es apto para el consumo.

Así mismo el coordinador del Programa de Control de Factores de Riesgo del Consumo, Alejandro Bartolo, señaló que en los productos enlatados, se debe verificar que las latas no estén aboyadas, abombadas, ni oxidadas. Además verificar en las etiquetas, nombre del producto, productor, registros sanitario INVIMA, número de lote, fecha de vencimiento y que las etiquetas se encuentren bien adheridas, sin tachones y en letra legible.

Igualmente si presenta algún síntoma de intoxicación como diarrea, náuseas, vómito, dolor abdominal, dolor de cabeza debe acudir a la institución de salud más cercana para su atención.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *